LAS VEGAS — A lo largo del último año, el Departamento de la Policía Metropolitana de Las Vegas ha presionado intensamente a oficiales públicos para que aumenten el impuesto a las ventas y — asegurando estar en una situación de pobreza — ha incluso reducido sus actividades de seguridad pública.

Al mismo tiempo, sin embargo, el departamento estuvo otorgando a la Unión de Trabajadores Culinarios Local 226 más de $195,000 gratis en servicios policiales.

Eso es suficiente para cubrir el costo de compensación para dos oficiales que el departamento dice necesitar. O podría financiar la respuesta policíaca a muchos de los accidentes de tráfico que la Metropolitana recientemente comenzó a ignorar.

Entre el 14 de junio de 2013 y el 8 de marzo de 2014, la provisión de personal de la Metropolitana para protestas habituales de la Unión Culinaria afuera del Cosmopolitan ha costado a los contribuyentes $204,549.60, según indican los registros policiales.

Durante ese período, la Metropolitana solo le cobró a la Unión Culinaria Local 226 una vez, presentándole un recibo por $8,858 luego de un "evento" de desobediencia civil llevado a cargo por la unión.

Deduciendo ese importe, el subsidio que por 9 meses otorgó la Metropolitana a protestas de la Unión Culinaria alcanza un total de $195,964.60.

La Metropolitana proveyó la información en respuesta a una solicitud de registros públicos por parte del periódico Nevada Journal.

Típicamente, para eventos en el "Strip" que requieren oficiales de policía, la Metropolitana busca un reembolso de los organizadores del evento por el costo de esos oficiales.

En este caso, sin embargo, los contribuyentes han costeado y siguen costeando las demostraciones, en las cuales miembros de la unión han soltado insultos ofensivos y personales contra las personas que han cruzado la línea de piquete y se han hecho arrestar a sí mismos intencionalmente.

El Oficial de Información Pública (OIP) de la Metropolitana dijo que el departamento no exime de reembolsos específicamente a la Unión Culinaria; exime a los sindicatos, punto.

"Es nuestra política no cobrar a los organizadores de disputas laborales", dijo el Oficial Jesse Roybal, el OIP del departamento, en su respuesta conforme con la ley de documentos públicos. "El DPMLV debe permanecer como un tercero neutral ante estas disputas. Un evento laboral organizado puede ser tratado y cobrado como cualquier otro evento especial si no es una demostración contra una empresa específica."

En la única instancia en la que el departamento buscó remuneración por parte de la Unión Culinaria, la Metropolitana ni siquiera solicitó la devolución del costo completo. De acuerdo con los registros policiales, cuando la unión llevó a cabo sus actos planificados de desobediencia civil — en el que miembros bloquearon el tráfico en el Bulevar de Las Vegas afuera del Cosmopolitan y más de 100 personas fueron arrestadas — los $8,585.50 que la Metropolitana cobró a la unión por horas extra de los policías fueron solo la mitad del costo.

El costo completo — del cual el resto fue cobrado a los contribuyentes — fue de $16,797.02.

En contraste, la Metropolitana normalmente cobra a otros eventos especiales por el costo de la policía. El departamento proveyó información de facturación de eventos en el "Strip" desde el 8 al 21 de marzo, mostrando cargos que iban desde 690 $ por un concierto en House of Blues, hasta $27,495.50 por cubrir un evento de boxeo en el MGM Grand. El costo promedio de reembolsos por recursos policíacos en servicio facturados fue de $7,494.50.

Los costos por evento de la Unión Culinaria — pagados por los contribuyentes — usualmente han sido mucho más altos. Entre el 14 de junio de 2013 y el 8 de marzo de 2014, la Metropolitana desplegó recursos para 18 piquetes, cuyos costos estuvieron entre $3,769.47 y $21,285.93. El costo promedio por parte del departamento fue de $11,437.47.

El verano pasado, el entonces OIP de la Metropolitana, Larry Hadfield, dijo al periódico Las Vegas Review-Journal que el departamento decide si solicitar o no reembolso por parte de los organizadores del evento basándose en si este es o no con fines de lucro. Como indicó acertadamente el Comité Editorial del Review-Journal, si bien la unión en sí no es una entidad con fines de lucro, sus miembros cosecharían grandes ganancias si lograra sacarle un contrato cargado de beneficios al hotel que se ha estado enfrentando a problemas económicos desde que abrió en 2010.

El sindicato se jacta en su sitio web de que sus miembros reciben cobertura médica gratuita, planes 401K de ahorro para jubilación, pensiones, becas, seguro adicional y otros beneficios. El New York Daily News reporta que sus miembros reciben sueldos por encima del promedio, con la mayoría de sus recamareros/as en hoteles en el Strip ganando de $16 por hora en adelante.

Roybal, el actual OIP de la Metropolitana, dice que la negación por parte de la Metropolitana a buscar reembolso le permite a esta actuar como un "tercero neutral" en la disputa laboral. Sin embargo, el proveer cientos de miles de dólares al año en donaciones en especie sugiere cualquier cosa excepto neutralidad.

Esto se vuelve especialmente cierto al tener en cuenta que el Alguacil Doug Gillespie ha estado a la cabeza de la petición de un incremento del 0.15% en el impuesto de ventas para aumentar el personal.

Además, la Metropolitana dice que su cantidad de oficiales es tan insuficiente que ha cesado de responder a colisiones de tráfico sin heridos desde el 3 de marzo. Aún así, proveyó oficiales — sin cargo para el sindicato — para trabajar en la protesta de la Unión Culinaria Local 226 del 8 de marzo.

El dinero que la Metropolitana no ha cobrado a la Unión Culinaria es suficiente para cubrir el costo total de compensación de dos oficiales de policía, de acuerdo con información de compensación disponible en TransparentNevada.com.

A medida que las protestas de la Unión Culinaria persisten, la contribución en especie de la Metropolitana, cuyo valor es de cientos de miles de dólares por año, continúa también.

Documentos adicionales:

Chantal Lovell puede ser contactada a chantal@nevadajournal.com. Para más noticias, visite http://nevadajournal.com/.